Editorial: La Controversia Por La Censura…

En los últimos 3 días, ha tomado relevancia e interés de mi parte un tema de polémica entre el productor y activista del movimiento urbano Alofoke y el afamado activista y promotor Dotol Nastra; ambos locutores y conductores del programa “Alofokeradio Show” programa mediante el cual se pone de manifiesto el género conocido como música urbana en general. Un medio que gracias a un contenido explícito y de doble moral, ha logrado construir un imperio económico y social que controla tal vez de una manera inocente, a más de un 60% de la población en un doble sentido explícito.

El tema en cuestión es la censura y la doble moral, en la que el Dotol Nastra sostiene la hipótesis de que los artistas deben limpiar su contenido explícito y Alofoke defiende el interés de la libre expresión. Este es un tema muy complejo pues hablar de libre expresión implica limitar a que tu libre expresión no se convierta en un daño social, moral, ético o una simple mala influencia.

En defensa de la hipótesis plasmada por el Dotol Nastra, a quien en lo personal “consideraba uno más del montón de ignorantes que no les da importancia al daño moral y ético que causa la violencia musical y la incitación al sexo (tema en el cual muchas veces se hace referencia a las menores)”, debo decir que siento admiración pues, su hipótesis toca temas de gran necesidad y en lo personal, proveniente de un medio barrio, rodeado de dos barrios de gran historia en materia de tigueraje como lo son el 30 de mayo y La Paz, debo reconocer igual que él ya que me crie visitando ambos barrios para jugar y relacionarme,  que en los barrios no es necesario ser un delincuente, un machetero ni un narcotraficante para salir de la pobreza, tampoco es necesario resaltar las cosas malas del barrio ya que todos sabemos que ene l barrio vive mucha gente culta y sana, gente que se levanta todos los días en busca del pan para su familia y con la esperanza de algún día mejorar su situación.

Gracias al interés comercial de la música urbana, lograda con el doble sentido explicito, lleno de inmoralidades, muchos han logrado salir del patio a vivir en cómodas residencias pero promoviendo una doble moral aun existente en nuestros días. El que conoce la cultura Rap y respeta los 4 elementos que componen  un género al que gracias a la creatividad del dominicano hoy día han llamado Música Urbana, acción que moralmente los separa del Rap Under.

¿Porque la Censura? Alofoke

El movimiento urbano comercial, como se le conoce popularmente, es un movimiento en donde se practica una doble moral, un contenido explicito que incita y promueve de manera exagethe-simpsons-censuradorada la sexualidad y la violencia. Dos temas de gran relevancia, responsables de un gran porciento económico para muchos artistas de este movimiento.

Existe una influencia a la que todos los artistas urbanos ignoran que nace y crece de la vanidad exhibida por los mismos y el contenido explícito de sus canciones que gracias a que la cultura rap fue creada mediante la promoción realista de los hechos y acontecimientos del ghetto (barrios marginales) entonces los espectadores entienden que las letras son tan reales como el artista que las escribe.

En resultado, esto se convierte en un modelo a seguir, una fantasía que el fanático defenderá a muerte de ser necesario porque desea conseguir esa meta, en su camino hacia la misma, el primer limite es la necesidad económica y mediante a esta razón, acudirán a la delincuencia de ser posible para lograr su meta, acción que lógicamente no es digna de admiración. (ojo, con esto no quiero decir ni acusar a ningún artista de ser un delincuente).

Cuando esto sucede en un país donde la educación básica, aquella que te enseña a interpretar y sacar conclusiones, que es bueno, que es malo, que es fantasía y que es realidad, toda acción de doble sentido será interpretada por la parte mala y se obviara la buena hasta que se conozcan de manera física las consecuencias. Una “Menol” no comprende el sentido de “esa cosita por pal de velitas” hasta que los resultados del intercambio se convierten en 9 meses de embarazo y un estanque en su educación para acceder a la responsabilidad de madre de familia (en muchos casos soltera por la incompatibilidad entre parejas, también la inmadurez popular en nuestra generación de jóvenes).

Defiendo la hipótesis de Alofoke en el sentido de que un rapero no se mide por lo que ha ganado, el objeto de este arte no se basa en lo que tu ganas, sino en el dominio que tienes para expresar esta cultura, pero también en manejar una moral real, obtener una ética admirable y convertirse en un ejemplo social para el público en general.

Escribo este editorial, no para criticar y mucho menos para incluirme en los problemas de nadie, sino, para exponer de manera publica una razón lógica mediante la cual, los artistas y promotores comerciales obtienen grandes beneficios económicos y menos beneficios éticos, morales y culturales, pero olvidan que están siendo causa de las consecuencias que en el futuro les tocara vivir con sus hijos.

¿Con que moral podría corregir un dembowsero a su hija si cayera embarazada a los 14 años si permitió que el contenido explícito de su música fuera parte de su diario vivir en la radio nacional? Si cada vez que ese artista va a una entrevista y le preguntan que hubiera sido de su vida de no haber existido el rap su respuesta es “de no ser por el rap, yo estaría muerto, fuera delincuente o estuviera preso en este momento”, como si no existiera otra forma de ganarse la vida o como si usted hubiere nacido en la vida para tener y manejar millones de pesos.

Yo soy de los que me alegro por el progreso de todo aquel que bajo su esfuerzo ha logrado escalar y convertirse en un gran profesional sin importar el área que incursiona, se puede ser profesional sin título también. Pero me avergüenzo de aquel que tiene una doble moral, desconoce su ética y no le importa su educación si esto es necesario para tener dinero.

Muchos artistas han sido los merecedores de ser galardonados en premios soberanos, entiendo que ha sido injusta la acción de acroarte para no considerarlos, pero también entiendo que ese manejo de doble moral, justificada en lo que hacen los “raperos de otro país” no es razón suficiente para justificar la falta de ética y el irrespeto a la cultura de los 4 elementos. Me parece que deberíamos ser y hacer la diferencia para que exista un movimiento que maneje una ética ejemplar y promueva una sola moral.

Espero este contenido pueda ser tomado en cuenta por los artistas de nueva generación y que podamos despertar a tiempo, pues lo que somos es justamente el molde deseado por los políticos y grandes empresarios que se aprovechan de nuestra baja educación y desconocimiento para continuar convirtiéndonos en peones de sus proyectos y enriqueciendo sus intereses.

Sígueme en las redes sociales:

@edwinlahoz (facebook, twitter, instagram) El Broky.

 

 

hiphoprd

hiphoprd hiphoprd hiphoprd
hiphoprd
HipHop RD te brinda las mejores descargas de musica gratis en español de alta calidad. HipHopRD.com es donde podrás encontrar entrevistas contundentes y noticias nuevas sobre el movimiento urbano en America Latina.

Todos Los Derechos Reservados © 2011 - 2016 HipHopRD.com

To Top